La indicación de inseminación artificial en función del factor masculino es, en ocasiones, uno de los puntos más difíciles de una consulta de esterilidad y, en cambio, una de las claves del éxito de la inseminación artificial.

Efectivamente, para conseguir que un programa de inseminación artificial de cualquier clínica de reproducción asistida tenga una buena tasa de embarazo, es fundamental tener claro cuando debe estar bien indicada esta técnica. Es decir, en qué parejas vamos a conseguir una probabilidad de embarazo suficientemente alta. Y, en este terreno, el límite a partir de que valores de espermatozoides válidos hacer o no una inseminación artificial o recurrir mejor a otro tipo de técnicas como la Fecundación in Vitro, es fundamental.

¿Qué es la inseminación artificial?

Aunque en otros apartados explicamos detenidamente esta técnica, debemos recordar que, a grandes rasgos, la inseminación artificial consiste en depositar una muestra concentrada y “capacitada” de los espermatozoides con mejores características en el interior del útero, en el momento en que la mujer esté ovulando. Obviamente, para que esta técnica de reproducción asistida tenga éxito es imprescindible que el número mínimo de espermatozoides “buenos” sea lo suficientemente alta.

¿Qué el factor masculino?

Cuando estudiamos una pareja porque no consiguen un embarazo, algo que no puede faltar es un estudio del semen del varón. La prueba fundamental en este sentido es el seminograma.  En él podemos ver cuántos espermatozoides tiene el varón de la pareja, cómo se mueven y su forma. Igualmente, una prueba imprescindible en un seminograma correcto es el llamado REM. Esta prueba consiste en tomar una parte de la muestra de semen y someterla a una serie de pruebas que simulen lo que les pasa cuando pasan a través del cuello del útero. De esa forma podremos saber cuántos espermatozoides tenemos con capacidad de conseguir el embarazo. Este número es fundamental para poder saber si estamos ante un factor masculino y, de ser así, cuál es el tratamiento ideal a utilizar en esa pareja concreta.

¿En qué casos de factor masculino está indicada la inseminación artificial?

Como hemos dicho previamente en este artículo, una de las claves del éxito de un programa de inseminación artificial es una correcta indicación de la misma. En este terreno debemos tener en cuenta diversos factores como la situación de la mujer, edad de la misma, etc. No obstante, uno de los aspectos más importantes a considerar es el factor masculino. Y, en este punto, debemos ver el valor de REM, la morfología de los espermatozoides y otros aspectos que nos dirán si en una pareja determinada las probabilidades de éxito que podemos ofrecer son suficientemente buenas para considerar la realización o no de una inseminación artificial.

En Clínica Tambre llevamos más de 30 años realizando tratamientos de inseminación artificial, siendo pioneros en este terreno en Madrid y en toda España. Si tiene cualquier duda no dude en ponerse en contacto con nosotros o concertar una cita donde poder profundizar en este u otros aspectos de su problema de esterilidad o infertilidad.

Dr. Alberto García Enguídanos

Director médico en la Clínica Tambre