¿Es posible el embarazo durante la menopausia?

Test de Fragmentación del ADN espermático
Test de fragmentación del ADN espermático
22 enero, 2016
Granada
Dieta para la fertilidad
26 enero, 2016
La menopausia y el embarazo

¿Es posible el embarazo durante la menopausia? Cada vez son más las mujeres que deciden posponer su maternidad por distintos motivos: laborales, económicos, ausencia de pareja, etc. Cada día es mayor el número de mujeres que decide ser madre a partir de los 40 años. En algunos casos, ese retraso puede llevar a la mujer a encontrarse en edad de la menopausia.

¿Qué es la menopausia?

La menopausia se define como la etapa de la mujer en la que deja de tener menstruaciones durante al menos un año. La edad en que se presenta la menopausia es muy variable pero habitualmente el intervalo que se considera normal comprende entre los 45 y los 55 años.

Asimismo, la menopausia puede aparecer antes de los 40 años, en cuyo caso se denomina menopausia precoz. En este periodo, el ovario pierde su función tanto reproductora como de secreción hormonal. El cese de la primera, conllevará una imposibilidad o una dificultad enorme para gestar de manera espontánea. La segunda implicará los síntomas típicos de menopausia como sofocos, cambio de la distribución de la grasa corporal o insomnio, que serán más o menos acusados dependiendo de la mujer.

Menopausia y embarazo

Actualmente, gracias a las Técnicas de Reproducción Asistida es posible dar a estas mujeres con menopausia unas opciones de embarazo muy altas a pesar de haber perdido la función de su ovario.

Estas altas tasas  de embarazo se logran gracias a la donación de óvulos. En estos tratamientos, se sustituyen los óvulos de la mujer por los de una donante joven y sana.

De esta forma, la mujer en menopausia sólo tendría que preparar su útero, dejando de lado el ovario, para poder recibir los embriones generados en el laboratorio. Al no tener secreción hormonal del ovario, será necesario usar hormonas como los estrógenos y progesterona para suplir esa función perdida.

Una vez que se consigue el embarazo, hay que tener muy presente que son más frecuentes las complicaciones debidas, en la mayoría de las ocasiones, a la edad materna avanzada y secundariamente a los tratamientos de Reproducción Asistida en los que la probabilidad de embarazo múltiple no es desdeñable.

La suma de edad avanzada y gestación múltiple puede dar como resultado una alta probabilidad de problemas más o menos graves  durante la gestación.

Las complicaciones más frecuentes son la diabetes gestacional, los problemas hipertensivos del embarazo (como puede ser la preeclampsia) y la prematuridad, asociada en muchas ocasiones a los embarazos múltiples. Asimismo, existe un riesgo mayor de muerte fetal y materna en este grupo de mujeres.

El objetivo de cualquier técnica de Reproducción Asistida es tener un niño sano en casa. En estas mujeres, hay que  intentar que tengan además un  embarazo con las menores complicaciones posibles. No hay ninguna prueba que pueda predecir el riesgo  que tiene una paciente durante el embarazo pero determinados resultados pueden llevar a contraindicar el embarazo en algunas mujeres. En estos casos, la frecuencia y gravedad de las complicaciones asociadas a la gestación, son de tal importancia que se recomienda que la mujer no se quede embarazada.

Estas mayores complicaciones durante la gestación, hacen que los embarazos en mujeres de mayor edad y sobre todo aquellos en mujeres por encima de los 45 años, deban ser afrontados con un estado de salud inicial óptimo para minimizar en la medida de lo posible, los riesgos inherentes a la edad. Aun así, estos embarazos son considerados de alto riesgo y deben ser controlados en centros y por profesionales adecuados.

Dra. Esther Marbán Bermejo

Ginecóloga en Clínica Tambre