Laboratorio de andrología
¿En qué consiste un seminograma?
26 mayo, 2014
ADN
Conservación del ADN de donantes
30 mayo, 2014
Ver todo
Selección donantes

La selección de donantes de semen es un proceso serio muy lejos de los clichés y los estereotipos que alguna vez hemos podido encontrar en el mundo del cine o de la televisión.

Todos y cada uno de los donantes de la Clínica Tambre, antes de ser aceptados, se someten a un riguroso estudio previo que incluye aquellas pruebas médicas que recomiendan las sociedades científicas (Sociedad Española de Fertilidad, Asebir…) para cumplir la Ley 14/2006 de 26 de Mayo sobre técnicas de reproducción humana además de pruebas adicionales que incluimos para aumentar el screening.

Dicho estudio incluye

  • Seminogramas con prueba de congelación-descongelación para garantizar la calidad seminal.
  • Entrevista psicológica. A través de una entrevista semiestructurada y de cuestionarios de personalidad, la psicóloga del centro evalúa el estado de salud psicológico del candidato en busca de posibles trastornos hereditarios.
  • Cultivo de orina/semen para descartar algún tipo de infección en el tracto genito-urinario.
  • PCR de clamydia en orina: la clamydia es una enfermedad de transmisión sexual frecuente. Esta prueba nos permite descartar que el donante sea portador.
  • Test de drogas.
  • Test de Fragmentación del ADN: permite detectar roturas o lesiones en el material genético del espermatozoide
  • Analítica completa de sangre: para determinación de grupo sanguíneo y RH, estudios de coagulación, bioquímica, enzimas, determinación de sífilis, Hepatitis B y C, HIV…
  • Cariotipo en sangre: Mediante el estudio del cariotipo es posible detectar anomalías en el número o en la forma de los cromosomas.
  • Pruebas genéticas en sangre para Beta-talasemia y Fibrosis Quística: permite descartar la presencia de estas dos enfermedades de mayor incidencia en la población mediterránea.
  • Custodia de ADN de los donantes: disponemos de un registro del material genético de los donantes. Este ADN almacenado proporciona una historia genética muy valiosa a la que poder acceder en caso de necesidad de estudios posteriores.