Disfunciones sexuales
Disfunciones Sexuales (1º parte)
12 mayo, 2014
Comité de ética asistencial
Comités de ética asistencial
14 mayo, 2014
Ver todo
Espermatozoides

La vasectomía consiste en una cirugía en la que se seccionan y ligan los conductos deferentes en el varón impidiendo que los espermatozoides pasen del testículo al eyaculado. Se trata de un método de planificación familiar  muy efectivo elegido cada vez con más frecuencia por los varones.

Control post vasectomía

En el laboratorio de nuestra clínica llevamos a cabo controles post vasectomía.

Tras la recogida de la muestra  con una abstinencia sexual de entre tres y cinco días y asegurándonos con el paciente de que no haya habido pérdida significativa de ninguna de las fracciones del eyaculado procedemos a su análisis macroscópico (volumen, velocidad de licuación, viscosidad, Ph…) y microscópico.

Durante la investigación microscópica se observa la presencia o no de espermatozoides en el eyaculado: con un objetivo de 40X se visualizan al menos 100 campos en zig-zag. Si hubiera presencia de espermatozoides pasaríamos al recuento de su concentración y movilidad. Si no observásemos espermatozoides procederíamos a centrifugar la muestra a 2000 r.p.m. durante cinco minutos. Una vez centrifugada y decantado el sobrenadante valoraríamos la presencia de espermatozoides en el sedimento de la misma.

El primer análisis de semen para comprobar la ausencia de espermatozoides debe realizarse entre el segundo y el tercer mes después de la vasectomía. Si aún existiesen espermatozoides en la muestra deberán mantenerse los métodos habituales anticonceptivos para evitar un posible embarazo y repetir la prueba hasta comprobar que la intervención ha sido exitosa y que hay ausencia total de espermatozoides en el eyaculado en, al menos, dos seminogramas.

Congelación previa a la vasectomía 

La clínica Tambre también ofrece la posibilidad de criopreservar las muestras de semen de un paciente antes de someterse a una Vasectomía.

En muchas ocasiones los varones que van a realizarse a una vasectomía no descartan totalmente la posibilidad de tener descendencia en el futuro y por eso optan por mantener criopreservadas una o varias dosis de su esperma en nuestro banco de semen. Se trata de un procedimiento de rutina que ofrece mayor seguridad a aquellos pacientes que deciden someterse a este tipo de intervención.